martes, 9 de junio de 2009

EL DEDO DE DIOS


EL DEDO DE DIOS


Lucas 11:20 Pero si yo por el dedo de Dios echo fuera los demonios, entonces el reino de Dios ha llegado a vosotros.


Hay una liberación de demonios por parte de personas que abrieron puertas por poseer conciencias débiles. Los espíritus inmundos para entrar a la tierra toman un cuerpo, ya que no pueden ingresar sin cuerpos porque ellos están des corporizados, son ilegales.

Cuando ellos toman un cuerpo lo dañan, son como parásitos. Debemos tener claro que nosotros somos templo y morada del Espíritu Santo, pero como ellos todo lo imitan de igual forma buscan casa para hospedarse en ella y llenarla de espíritus inmundos. Cuando Jesús desarrolla su ministerio, comienza a liberarlos de demonios, EL ministraba salud, sanidad, liberaciones, etc. El dedo de Dios no es mas que la obra que el Espíritu Santos hace en nosotros.

Analizaremos cada una de las cosas que el dedo de Dios realiza, procuremos que se mueva el dedo de Dios a favor nuestro:


El dedo de Dios Libera

El dedo de Dios Enseña

El dedo de Dios Audita

El dedo de Dios desata la boca

El dedo de Dios abre los oídos

El dedo de Dios trae misericordia


DESARROLLO


1.- EL DEDO DE DIOS LIBERA: al clamar

Éxodo 8:9 Y Moisés dijo a Faraón: Dígnate decirme cuándo he de rogar por ti, por tus siervos y por tu pueblo, para que las ranas sean quitadas de ti y de tus casas y queden solamente en el río.


Este versículo nos habla de las plagas que fueron desatadas sobre Egipto para que el faraón liberara al pueblo de Dios.

Las plagas algunos entendidos las describen como:

Castigos que Dios inflige al hombre. La mayor parte de las plagas mencionadas en la Biblia son epidemias o enfermedades, pero el castigo es, en ocasiones, de otro orden. No es necesario que una enfermedad tenga un carácter prodigioso para que constituya una plaga. Una infracción de la ley divina con respecto al uso del cuerpo en general, y de la sexualidad en particular, e incluso un comportamiento inconscientemente antihigiénico sin relación patente con la moral, puede comportar una plaga contra los que así atentan contra la santidad del cuerpo. Dios es quien determina el lugar y el momento de su aparición. Ciertas epidemias de peste han sido, en ocasiones, juicios patentes de Dios.

La primera plaga que se menciona en la Biblia cayó sobre un faraón contemporáneo de Abraham: Dios quiso proteger a Sara (Génesis_12:17).

Más tarde, Dios castigó a los israelitas que se habían hecho y adorado un becerro de oro (Éxodo_32:35).

Castigó asimismo a los que habían murmurado en contra del maná (Números_11:33, 34).

Hizo morir a los diez espías que hablaron mal de la Tierra Prometida.

En otra ocasión, 14.700 israelitas murieron por protestar contra el castigo que había caído sobre los rebeldes Coré, Datán y Abiram.

El pueblo que se entregó a la idolatría y a la inmoralidad consiguiente en el culto a Baal-peor fue azotado por una plaga mortal; perecieron 24.000 israelitas. Los tumores de los filisteos fueron asimismo un castigo.

El censo ordenado por David hizo que se desencadenara una peste, y sucumbieron 70.000.

Una gran plaga cayó sobre Joram, rey de Judá, y sobre su pueblo.


Las primeras 9 de las 10 plagas con las que Dios consiguió que Faraón liberara a su pueblo de Egipto se manifestaron en el campo de la naturaleza:

1. El río Nilo se volvió sangre (Éxodo_7:17).
2. Ranas (8:2, 3).
3. Piojos (v 16).
4. Moscas (v 21).
5. Peste en el ganado (9:3).
6. Ulceras en los hombres (v 9).
7. Granizo (v 18).
8. Langostas (10:4).
9. Oscuridad sobrenatural (v 21).


La naturaleza milagrosa de los primeros 9 juicios consistieron principalmente en su intensidad sin precedentes y, en algunos casos por lo menos, en su oportunidad: vinieron en el momento exacto (8:29; 9:18; 10:4).
La 10ª plaga ocasionó la muerte simultánea de los primogénitos de todas las familias en todo Egipto (11:5)
En Éxodo 8:19, aparece el dedo de Dios haciendo dos cosas:


El pueblo de Dios vivía en esclavitud en Egipto, era pueblo de Dios, y se cansan de ese estilo de vida, y cuando ya no soportaron estar bajo la bota de faraón clamaron a Dios,

Pasaron cuatrocientos treinta años para que una generación nueva, ya no aguantara tanta opresión y clamara.

Hubo una gran lucha porque los brujos del faraón igualaban todas las plagas que eran enviadas a través de Moisés, pero hasta la plaga de piojos llego toda la imitación, porque ya no la pudieron igualar ellos, y les dice faraón pero ¿Qué pasa? Y ellos le dicen ES EL DEDO DE DIOS, no podemos hacer nada cuando el dedo de Dios se mueve; notemos algo, que era una confrontación espiritual. Se desataron diez plagas y con ello vencieron a diez dioses de Egipto.- El clamor de este pueblo marco un periodo de liberación.- El dedo de Dios trae liberación, pero es necesario que haya un clamor.

¿Cuánto mas vas a aguantar, por no clamar?

Recordemos que la mujer del flujo de sangre cayo su enfermedad por doce años(Mateo 9:20 Y he aquí, una mujer que había estado sufriendo de flujo de sangre por doce años, se le acercó por detrás y tocó el borde de su manto), la mujer que durante diez y ocho años había estado encorvada, (Lucas13:11 y había allí una mujer que durante dieciocho años había tenido una enfermedad causada por un espíritu; estaba encorvada, y de ninguna manera se podía enderezar. (13:12) Cuando Jesús la vio, la llamó y le dijo: Mujer, has quedado libre de tu enfermedad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada