domingo, 1 de septiembre de 2013

¿Desea conocer la voluntad de Dios para su vida?

ESCRITURA: Juan 15:7: “Si permanecéis en Mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queréis, y os será hecho.”

 ¿Desea conocer la voluntad de Dios para su vida? Haga una prueba: ¿cuánto tiempo dedica a la lectura de la Biblia? ¿Piensa usted que Dios verdaderamente cree que queremos conocer su voluntad cuando ni siquiera tomamos 15 minutos diarios para leer el Libro sobre todos los otros libros, que Dios específicamente escribió para mostrarnos, revelarnos y hacernos saber su voluntad?

El primer pasopara llegar a conocer la voluntad de Dios es el principio de entrega total: someter nuestra voluntad a la de Él.

El segundo pasoes el principio de las Escrituras. Lea su Palabra, medite en ella, compártala y estúdiela. Cuando usted se somete a su voluntad y lee su voluntad, llegará a conocer su voluntad.

PUNTO DE ACCIÓN: Determine leer la Palabra de Dios por lo menos 15 minutos diarios por 30 días. Cuando termine el mes, reevalúe lo que ha aprendido y pídale a Dios que le ayude a ser obediente en sus lecturas bíblicas diarias de ahora en adelante.                  ESCRITURA:

Primera Crónicas 29:11: “Tuya es, oh Jehová, la magnificencia y el poder, la gloria, la victoria y el honor; porque todas las cosas que están en los cielos y en la tierra son tuyas.”


¿Alguna vez se ha puesto a pensar por qué Dios no elimina la maldad y erradica el pecado? Si Dios destruyera el mal, Dios destruiría toda oportunidad para tomar decisiones. Y si Dios quitara esa oportunidad de tomar decisiones, Dios arrasaría con toda oportunidad de amar. Consecuentemente, Dios aniquilaría el mayor bien. Que Dios destruyera la maldad sería malévolo. Dios no destruye la maldad, Dios derrota la maldad. ¿Cómo? Con la cruz del calvario y la resurrección. Dios transforma toda herida en un aleluya. ¡Toda derrota en una victoria!

PUNTO DE ACCIÓN:
Tome tiempo hoy para meditar acerca del cielo y la gloriosa reunión que algún día tendrá con Él.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada